Saltar al contenido

El anodizado es un tratamiento superficial que se le da al aluminio para protegerlo de la intemperie. Existen varios tipos y vamos a verlos todos.

¿Qué es el anodizado de aluminio?

El anodizado es un proceso electrolítico similar al cincado, por el cual se aplica una película protectora sobre el aluminio para protegerlo de agentes externos y así, evitar la corrosión. También  La diferencia principal es que en el cincado aplicamos una capa de zinc sobre el hierro o el acero, y en el anodizado, provocamos una oxidación controlada en la que se produce una película llamada alúmina que forma parte del propio material consiguiendo mejores resultados.

¿Cómo se hace?

Principalmente necesitamos una bañera de agua con una pequeña cantidad de sal, sumergimos la pieza de aluminio usándola como ánodo (polo positivo) y un cátodo (polo negativo) de níquel o plomo. Entonces es cuando se produce la oxidación controlada de la superficie del aluminio, llamada alúmina. Este proceso se conoce por oxidación anódica, o como todo el mundo la conoce, anodizado.

¿Cómo se consiguen las texturas?

En el acabado final del anodizado, se pueden ver distintos acabados del aluminio. Esto se consigue con un tratamiento previo, como puede ser el cepillado o el granallado, ya que el anodizado es transparente y poroso.

¿Cómo se consiguen los colores?

Si viésemos el anodizado con un microscopio, este se crea como las fibras de un tejido, lo cual permite añadirle tintes comunes de los que se usan en la industria textil. Así podemos conseguir casi cualquier color de la gama cromática.

¿Qué tipos de adonizados existen?

Los distintos tipos de anodizados se distinguen, básicamente, por el grosor de la capa superficial de alúmina creada.

Esto se consigue dejando que el aluminio pase más tiempo en el proceso, y obviamente, cuanto más gruesa sea la capa, más capacidad anticorrosión tendrá. Así podemos catalogarlos espesores en 3 niveles.

  1. Para uso en interiores, como la manilla de una puerta para decorar dispositivos como hizo Apple con sus Ipods, necesitaremos al menos 10 micras.
  2. Para uso en exteriores, como ciertos componentes de un vehículo, necesitaremos al menos 20 micras de espesor.
  3. Para uso en exteriores en condiciones agresivas como puede ser en la costa marina o en barcos. Es necesario llegar al menos a las 25 micras de espesor.

Anodizado duro

Variando un poco el proceso de anodizado con un baño a 0ºC, y otros detalles, podemos conseguir hasta 150 micras de espesor, a un ritmo de 50 micras por hora. Este proceso le proporciona al aluminio unas características muy sorprendentes:

Dureza sorprendente, pudiendo llegar a equiparse a las del acero.

Anticorrosión de hasta 1.000 horas en agua marina.

Aislamiento eléctrico elevadísimo, similar a la porcelana.

Aislamiento térmico, soportando hasta 2.000ºC.

Todas estas características le otorgan al aluminio un gran abanico de uso, que sin el tratamiento, no podría usarse.

Espero haberte solucionado alguna duda. Si quieres hacernos llegar alguna consulta, puedes hacerlo desde nuestro Facebook. Un saludo!

Suscríbete para ver más clases y no perderte ningún curso o promoción.