Saltar al contenido

Impresora 3D

Impresora 3d

Este tipo de impresoras hace pocos años que han aparecido en el mercado, pero han irrumpido con mucha fuerza y claramente, para quedarse, ya que aportan una fabricación muy polivalente, pudiendo hacer una pieza para un prototipo o una tirada corta de piezas a un coste realmente bajo.

¿Qué es una impresora 3D?

Una impresora 3D es una máquina que es capaz de crear figuras más o menos complejas inyectando resina capa sobre capa de forma automática gracias a un programa que controla sus motores y su extrusor.

Existen muchos modelos en la actualidad y de diversos tamaños para crear piezas más grandes o más pequeñas.

¿Qué partes tiene una impresora 3D?

Impresora 3d

La máquina es muy simple en cuanto a cantidad de partes que la componen. Básicamente disponen de:

  • Una cama: es la zona donde se imprime la pieza diseñada, esta se calienta para la primera capa.
  • Una bobina de resina: Es un rollo de resina especial para la impresión situado antes del extrusor.
  • Un extrusor: Es la pieza encargada de fundir la resina de la bobina para la impresión.
  • Los motores: Necesita motores para mover a la máquina en los 3 ejes disponibles, X, Y y Z.
  • Un panel de control: Necesario para precalentar la cama y arrancar el programa para la impresión.

Todo esto va montado sobre una estructura, que en las impresoras más simples, es de perfil de aluminio.

¿Cómo funcionan?

Primero debemos tener un diseño en 3 dimensiones creado. Si no sabes, existen webs donde se comparten diseños ya creados entre los dueños de impresoras que te puede ahorrar muchas horas de ordenador, incluso si sabes diseñar.

Una vez que tenemos el diseño, debemos abrirlo en el programa que se adjunta con la impresora, y ahí debemos escoger con que calidad y que cantidad de piezas queremos fabricar.

La mesa donde se imprime se calienta para que la primera capa de resina, quede sujeta. El extrusor comienza a fundir la resina que está enrollada en una bobina para aplicarla. Al quedar depositada en la figura que estamos construyendo, por la temperatura ambiente, queda rápidamente solidificada.

Las piezas no son completamente macizas ya que se consumiría mucho material. Hay varias formas de tramado interior, desde un panel de abeja, en espiral o incluso hueco, aunque este es mas difícil según la pieza que necesitemos.

Materiales

Con las últimas tecnologías, pueden imprimirse diferentes tipos de materiales, desde plásticos hasta metal, si si, metal, y es que las posibilidades que esta tecnología ofrece para hacer reparaciones sin tener que hacer un molde o un mecanizado complejo, son enormes. Te amplío la información aquí.

Pero los más comunes son los plásticos, pudiendo encontrar varias calidades distintas como plásticos duros y otros más blandos, más parecidos a la goma. Además de muchos colores distintos.

Espero que con esta introducción te haya aclarado un poco las cosas. Seguiremos ampliando información. Para estar al tanto, síguenos en Facebook!

También debes suscribirte a nuestro boletín de noticias para no pederte ninguna promoción ni novedades en el sector.